Como sellar con silicona en el cuarto de baño

Como sellar con silicona en el cuarto de baño

Para sellar con silicona un lavabo, bidé inodoro o bañera en nuestro cuarto de baño, necesitamos:

1 Pistola aplicadora de silicona.
1 Cartucho (tubo) de sellador de silicona.
1 Cutter.

Retiramos la silicona vieja con la cuchilla del cutter, deslizándola detrás y debajo de la silicona, teniendo cuidado en no arañar la loza del sanitario. A continuación, hacemos cortes transversales a lo largo de la junta. Colocamos la cuchilla bajo la silicona y comenzamos a despegar de los trozos de silicona; tirando de ellos hacia arriba. Los pequeños restos de silicona que queden pueden sacarse con la cuchilla. Una vez retirada toda la silicona vieja, medimos el ancho del hueco de la junta que tenemos que sellar. A continuación, cortamos la boquilla del aplicador del tubo, de tal manera que tenga el mismo ancho que el hueco. El corte lo haremos en un ángulo de 30 a 45º, que nos permita apretar la boquilla contra la superficie del sanitario. Cortamos la punta del tubo de silicona, y enroscamos el aplicador.

Apretamos la lengueta en la parte trasera de la pistola, y tiramos de la barra de presión hacia atrás para insertar el tubo de silicona. Una vez insertado, apretamos ligeramente el gatillo de la pistola hasta que la barra de presion está en el interior de la base del tubo. Si vamos a sellar una bañera, previamente la llenaremos con agua, ya que algunos modelos al llenarse se expanden, por lo que el ancho del hueco no sería el mismo que con la bañera vacía. Colocamos la boquilla del aplicador contra la superficie del sanitario, y comenzamos a apretar el gatillo suavemente hasta que comience a salir la silicona. Apretando suavemente el gatillo, vamos moviendo despacio la boquilla a lo largo de la superficie a sellar, intentando cubrir toda la junta de una sola vez.

Rematamos el acabado con nuestro dedo, si no usamos guantes de goma, es recomendable empapar el dedo con jabón líquido. Deslizamos el dedo a lo largo de la junta para extender la silicona.

Para limpiarnos la silicona en las manos, nunca utilizaremos primero agua. Con papel de cocina o toallitas de papel, limpiamos los trozos o manchas que queden, y nos lavamos las manos con agua y jabón.